Traducción médica

¿Cómo saber si una traducción médica está bien hecha?

Cada vez hay más herramientas en internet a nuestra disposición para traducir textos. Incluso hay quienes utilizan a la Inteligencia Artificial para conseguir traducciones de forma rápida y cómoda. Sin embargo, lo cierto es que ese tipo de herramientas suelen estar cargadas de errores gramaticales y frases inexactas. Y es precisamente por ello que siempre aconsejamos recurrir a traductores especializados si se trata de un texto relacionado con tu empresa. Sobre todo si esta tiene que ver con la industria médica. 

Porque si quieres traducir un texto para ti, a nivel usuario, no importará que hayan errores. Pero si se trata de un texto que puede tener un efecto directo en la vida de los pacientes la cosa cambia drásticamente. Y eso nos lleva a hablar del tema principal de este nuevo artículo: la traducción médica y la importancia de la precisión.

Traducción médica: ¿Qué es?

Antes de hablar sobre cómo saber si una traducción médica está bien hecha o no, así como la importancia de ser preciso en este tipo de traducciones, vamos a explicar qué es la traducción médica exactamente. Podríamos definirla como la traducción de documentación técnica, regulatoria, clínica o de marketing para los campos relacionados con la sanidad

Y como la mayoría de países del mundo requieren servicios relacionados a medicamentos y productos farmacéuticos, es imprescindible contar con una buena traducción al idioma nacional del país. De hecho, solo así es posible garantizar la seguridad a los pacientes que van a utilizar dichos productos.

La importancia de la precisión

Ahora que ya sabes qué es la traducción médica, llega el momento de que comprendas la importancia de que esta sea exacta. Este tipo de documentos que requieren de una traducción necesitan, debido a su naturaleza altamente técnica, ser fieles al 100% con respecto al texto original. Es por ello que cada vez es más frecuente no solo recurrir a traductores especializados, sino a traductores que más allá de las habilidades lingüísticas tengan también conocimientos en el campo médico.

Este tipo de traductores, gracias a sus conocimientos, podrán garantizar traducciones sin errores sin importar si estas se dirigen a usuarios, pacientes o médicos. Por contra, el uso de herramientas de traducción o traductores no expertos no lo garantiza. Y si estos últimos cometen errores las consecuencias serían graves a múltiples niveles: desde empeorar de forma negativa en la imagen corporativa, hasta propiciar el fracaso de un ensayo clínico o vacuna por una traducción imprecisa.

Por este motivo, más allá del dominio de la lengua de origen y destino, es imperativo dominar el campo para el que se va a realizar la traducción en cuestión. Nuestro consejo en este sentido es claro, para cada proyecto que requiera de un traductor médico deberías asegurarte de lo siguiente: 

  • El traductor entiende completamente el texto de origen y la terminología médica utilizada.
  • Todas las instrucciones y direcciones se comunican correctamente.
  • Todo el contenido está correctamente localizado en el idioma y la cultura de destino.
Alicia Garcia

Me llamo Alicia García y soy traductora de  inglés a español y de alemán a español. Mi amor por los idiomas y el aprendizaje continuo me llevaron a esta profesión, y ahora tengo la suerte de ayudar a empresas, particulares, agencias y organizaciones a llegar a un público más amplio y diverso.

¿Necesitas una traducción?

aliciagarciaesp@gmail.com

puedes encontrarme en

contacto